Urge Horno Crematorio en el Rastro

  • Rafael Rodríguez Subadministrador del Rastro, dijo que existía un horno crematorio pero fue destruido en el trienio pasado por el propio administrador, Alfredo Velázquez Islas
  • Por Mauricio Lira Camacho
    NOTICIASPV

    Urge horno crematorio en el rastro pero de acuerdo con Rafael Rodríguez subadministrador, éste equipo fue destruido por Alfredo Velázquez Islas, en el trienio de Javier Bravo Carbajal.

    Además de estar inconforme por la resolución del contralor municipal, Miguel Ángel Rodríguez Curiel, de solamente haber amonestado a Velázquez Islas por señalamientos de presuntos actos de corrupción, el subadministrador destaca que el problema de fondo nunca fue investigado y por el contrario Salvador González alcalde premió a Velázquez Islas mediante esta resolución.

    Confirma que hay carencias en el rastro equipo además el que está obsoleto, pero llama la atención que el edil panista, Julio Santana cuando hizo la petición para que el ayuntamiento compre un horno crematorio para la destrucción de los cuerpos de los animales que han sido sacrificados mismo que podría ser usado en el centro de acopio animal, el que existía, fue destruido mientras Javier Bravo Carbajal era presidente municipal y nadie dijo nada.

    Rafael Rodríguez ingresó como subadministrador, partir del primero de enero de este año en el gobierno de Salvador González.

    Sin embargo, dijo en entrevista que las evidencias ahí están a la luz pública en las propias instalaciones de la dependencia municipal, la cual está en el ojo del huracán.

    En torno a la amonestación al administrador del rastro, Alfredo Velázquez, luego de los resultados que dio a conocer la contraloría municipal, a cargo de Miguel Ángel Rodríguez Curiel, dijo que las denuncias por corrupción pasaron un segundo tenor, pues concluyen que todo se resume a un problema personal entre Alfredo Velázquez Islas y Rafael Rodríguez, lo cual es falso.

    Dijo no estar conforme con la amonestación a Alfredo Velázquez, porque eso significa un premio y que tenga manga ancha para seguir dejando hacer negocios turbios.

    Por ejemplo, comentó que la noche del pasado lunes madrugada de este martes, se registraron más casos de lo normal de vacas preñadas que ingresaron al rastro.

    En torno a la falta de equipo se le hizo el señalamiento de lo que dijo en entrevista Rodríguez Curiel, al rastro le urge un horno crematorio.

    Rafael Rodríguez comentó, hace falta urge es cierto pero el que había fue destruido por ellos mismos.

    –      Quién lo destruyó

    –      Alfredo Velázquez

    –      Como lo demuestras

    –      Hay testigos, gente vieja en el rastro que lo atestigua

    –      Cuándo destruyeron este horno

    –      En el trienio anterior

    –      Dónde estaba ubicado este rastro

    –      En la recepción de ganado

    Además dijo que en estos momentos la pistola eléctrica para matar a las reses no funciona al 100%.

    Lo que hay es un equipo obsoleto, y le extrañó al subadministrador se diga no hay equipo especializado para detectar alguna vaca cuando está preñada, “no se ocupa, hay médicos veterinarios especializados que con la pura auscultación determinan el estado de los animales como cuando una mujer va al ginecólogo”.

    Mientras siga Alfredo Velázquez al frente del rastro las actividades y corrupción seguirán, máxime ahora que sabe el administrador no le pueden hacer nada.

    Respecto a Martín Hernández Balderas, con licencia de introductor, pero que las madrugadas de todos los viernes, ingresaba para comercializar menudo, actividad ilícita dentro de un rastro municipal, tiene dos fines de semana que está ausente.

    Ahora vende pero en un terreno propiedad de un introductor de ganado, él sigue siendo el mandamás.

    Destacó que en el fondo no queda una bomba de tiempo en el rastro, al haberse quedado Alfredo Velázquez y Rafael Rodríguez, por el contrario esta amonestación fortalece al administrador.