Un anciano de 105 años es rescatado de los escombros con vida en Nepal

* El centenario ha sido trasladado por helicóptero militar a un hospital de la zona para recibir tratamiento médico, informa el portal nacional 'Ekantipur'.

TeInteresa.es.- Un hombre de 105 años de edad ha sido rescatado con vida este pasado sábado de entre los escombros de su propio domicilio una semana después del seísmo registrado en Nepal, según ha confirmado la Policía nepalí.

El superviviente, identificado como Fanchu Ghale, fue salvado en la localidad de Nuwakot (provincia de Bagmati, en el centro de Nepal), y su estado de salud es “perfecto” al margen de pequeñas heridas y cortes.

El centenario ha sido trasladado por helicóptero militar a un hospital de la zona para recibir tratamiento médico, informa el portal nacional ‘Ekantipur’.

“Su estado es estable”, dijo Singh en Nuwakot, a unos 80 kilómetros al noroeste de Katmandú.

“Tiene heridas en el tobillo izquierdo y en una mano. Su familia lo acompaña”, aseguró.

La policía también rescató a tres mujeres de entre los escombros este domingo en Sindupalchowk, uno de los distritos más afectados por el terremoto, aunque se desconocía el tiempo que habían permanecido sepultadas.

Una quedó enterrada por un alud de tierra y las otras dos estaban atrapadas bajo los escombros de lo que otrora fueron sus viviendas.

“Las han trasladado al hospital”, dijo Suraj Khadka, oficial de la Policía Militar en Katmandú.

El gobierno de Nepal excluyó el sábado que se pudieran encontrar más supervivientes bajo los escombros de la capital.

Los equipos de rescate de más de 20 países utilizan perros y equipos térmicos para tratar de encontrar supervivientes entre el amasijo de escombros en que ha quedado reducida buena parte de la ciudad.

El gobierno nepalí anunció este domingo que el balance actual de 7.000 muertos puede aumentar considerablemente ya que todavía los equipos de socorro no han tenido acceso a poblaciones aisladas situadas cerca del epicentro del sismo de 7,8 grados que sacudió al país himalayo.

Milagros en medio de un país devastado
Los milagrosos rescates tantos días después del temblor arrojan algo de luz en un país devastado. Hasta el momento, se contabilizaron 7.040 fallecidos y 14.000 heridos, pero el balance será “mucho más alto”, advirtió el domingo el ministro de Finanzas nepalés, Ram Sharan Mahat.

“Hay pueblos a los que todavía no hemos podido llegar, pero sabemos que todas las casas han sido destruidas”, dijo.

“Las réplicas son constantes y estimamos que el balance humano definitivo será mucho más alto”, aseguró.

Más de un centenar de personas murieron también víctimas de la catástrofe en China e India.

El domingo, la policía anunció el rescate de más de 50 cuerpos, incluyendo seis de ciudadanos extranjeros, en la zona de senderismo de Langtang, donde se teme que otros 100 turistas extranjeros sigan atrapados.

“Nuestra prioridad era rescatar a los supervivientes. Rescatamos a unas 350 personas, aproximadamente la mitad eran turistas o guías”, señaló a AFP Uddav Prasad Bhattarai, jefe de la policía del distrito de Rasuwa, al norte de Katmandú.

Por su parte, el portavoz del ministerio del Interior, Laxmi Prasad Dhakal, explicó que las operaciones de rescate continuaban pero que se iba a dar prioridad a la atención a los supervivientes.

Los esfuerzos se concentran especialmente en las poblaciones más apartadas, en las regiones más afectadas por el sismo, alrededor del epicentro, a 70 kilómetros de la capital.

“Numerosos pueblos recónditos se vieron afectados” y cientos de miles de personas duermen en la calle entre los escombros por la falta de tiendas, indicó Dhakal.

En Katmandú, la jefa de las operaciones humanitarias de la ONU, Valerie Amos, mostró su preocupación por la lentitud de la administración nepalí para facilitar la llegada de la ayuda humanitaria extranjera.