“Seguimos en pie de lucha contra los curruptos”: AMLO

* Andrés Manuel López Obrador llegó a Puerto Vallarta para estar presente en la Asamblea Distrital 05 Local de Morena, para invitarlos a recuperar la confianza del ciudadano y además a visitar casa por casa para informarlos de la realidad que vive el país.

Por Mauricio Lira
NoticiasPV

Pese a que es un partido político naciente, Morena tuvo voz de convocatoria con el llamado de sus dirigentes locales, para asistir a la Asamblea Local, donde se contó con la presencia de Andrés Manuel López Obrador, teniendo como marco Los Arcos del malecón de Puerto Vallarta.

López Obrador llegó pasada las 10:30 horas de este sábado 17 de enero del 2015, donde habló de habló de diversos temas sobre todo de la corrupción que impera en el gobierno federal, dijo, y donde destacó temas importantes como: el caso HIGA, el vínculo de Salinas de Gortari con el gobierno de Enrique Peña Nieto, la compra de votos en el senado y la cámara de diputados para llevar a cabo la reforma correspondiente, sin dejar de lado “la famosa, casa blanca”, dijo.

En su discurso no dejó de mencionar que “sólo el pueblo organizado puede salvar a la nación”.

Ellos –refiriéndose al gobierno federal– lograron el triunfo a cambio de dádivas económicas.

Por todo lo que impera de corrupción, pidió a sus dirigentes locales, que para fortalecer a Morena, requieren de visitar casa por casa, 150 viviendas por día, donde les informen la realidad que vive el país. Dejó en claro a los presentes que Morena no tiene dinero y subsistirá con honradez y el apoyo de todos, “quisiéramos tener dinero pero no seríamos libres, serías paleros de esos que están en el moder. Morena es independiente, es un partido que tiene una base real”.

En eres rubro aprovechó la ocasión para recordar lo que se vivió en el pasado proceso electoral, donde el PRI volvió al poder, “cuando estos mañosos tienen un truco bien preparado… empobrecen al pueblo, y después reparten dádivas. Compraron 5 millones de votos de las zonas más pobres del país, con tarjetas Soriana… y eso no lo podemos permitir”, remarcó.

Fue un discurso breve, no más de 30 minutos, que arrancó los aplausos de propios y extraños y donde se observó a un López Obrador restablecido en su salud.
Después de sus palabras el Tabasqueño participó con los medios de comunicación para una entrevista, para acto seguido seguir saludando a los presentes y tomándose la “selfie” que le fue muy solicitada.