Procuraduría Social, una alternativa para la solución de conflictos

*Bajo el Método Alterno de Solución de Conflictos, la dependencia municipal resuelve favorablemente 7 de cada 10 casos que se presentan...

A través del Método Alterno de Solución de Conflictos, la Procuraduría Social del gobierno municipal, ayuda a los ciudadanos en la mediación y conciliación de diversas problemáticas, con resultados positivos pues de cada 10 casos que se reciben, 7 se resuelven de forma favorable por acuerdo de las partes involucradas.

El titular de la dependencia, Julio César González Ortiz, detalló que la Procuraduría Social es una dependencia municipal que con fundamento en el Reglamento Orgánico de Puerto Vallarta, forma parte del Sistema Integral de Justicia Municipal, para brindar atención a la población que así lo requiere para la resolución de diversos problemas vecinales, bajo la conciliación y la mediación entre la dos partes, de forma gratuita y apelando a su voluntad y buen entendimiento para llevar a buen fin el conflicto en cuestión.

Indicó que para ello, la persona que se siente agraviada puede acudir de forma directa a la dependencia municipal, quien debe firmar la respectiva solicitud, de ahí que se le considere desde entonces ‘el solicitante’ y como es un método que apela a la voluntad de la parte, se invita para acudir a dar solución al tema en cuestión al segundo involucrado, al cual se le denomina como ‘invitado’, a quienes se les hace saber el conflicto, el fondo legal de su controversia y los beneficios de llegar a un acuerdo bajo este sistema alternativo.

“Una vez que acuden aquí las partes, se les hace saber que el método alterno es voluntario, es confidencial, que ellos son las únicas personas que conocen realmente de qué forma ocurre su problema. Muchas veces las partes tienden a decir su parte de la historia, pero entonces no toman en cuenta que los está escuchando su antagonista o la persona con la que tienen el problema; por lo tanto, los invitamos a que se conduzcan con verdad para que a través de la entrevista directa logren llegar a un punto intermedio para que logren ponerle fin a su controversia”, explicó el funcionario.

Agregó que se busca que las personas lleguen a un acuerdo en una sola entrevista, que entiendan que su problema se puede solucionar siempre y cuando tengan voluntad y la disponibilidad de hacer a un lado sus diferencias. Es decir, que sea un acuerdo en que ambas partes ganen y queden conformes, pues de no hacerlo esto les puede ocasionar mayor inversión de tiempo y hasta dinero al tener por ejemplo que faltar a sus trabajos.

Una vez que llegaron a un acuerdo -señaló- se plasma su voluntad en un convenio, el cual se les hace saber que únicamente los obliga una cláusula moral, “pero también se van de aquí con la certeza de que la voluntad es más fuerte que cualquier sentencia”.

Otra forma de recibir los casos, es a través de las diferentes dependencias municipales como Desarrollo Urbano o el Centro de Control, Asistencia Animal y Albergue Municipal, por mencionar algunas, quienes reciben el reporte y lo canalizan a la Procuraduría Social para su atención.

Julio César González enfatizó que los únicos casos que no se pueden atender en esta dependencia son aquellos en los que existe la comisión de un delito, siendo en este caso la Fiscalía la instancia adecuada para estos temas.

Finalmente, invitó a todos los ciudadanos a acercarse a la Procuraduría Social que siempre está lista para atenderlos, con un equipo conformado por el procurador, la subprocuradora Elisa Ruelas Ramírez y dos abogados. Ellos se encuentran en el segundo piso de la Unidad Municipal Administrativa (UMA), frente a las oficinas de Educación Municipal, y brindan servicio de lunes a viernes, de 8 de la mañana a 4 de la tarde.