Ex Policía Atropelló a un Menor de Edad

* El accidente ocurrió debido a que conducía ebrio * Fue detenido y el niño llevado a un hospital.

Por Adrián De los Santos

Con golpes contusos en diferentes partes del cuerpo, resultó la tarde de ayer un menor de edad, luego de que al estar jugando con una soga al filo de la su casa, fue embestido por una camioneta. El menor quedó herido tirando el piso, mientras que el conductor de la camioneta intentó darse a la fuga, sin embargo, en su huida, chocó contra un árbol.

Vecinos de la zona se encargaron de retenerlo para luego entregarlo a las autoridades, pues la persona presentaba aliento etílico y gritaba orgullosamente haber sido oficial de la Policía Municipal de esta ciudad y por eso nadie “le podía hacer nada”.

Agentes viales se encargaron de la detención de la persona, el cual a pesar de sus “influencias” quedó detenido y a disposición de la autoridad competente. Mientras tanto el menor fue llevado hasta un nosocomio para ser revisado y descartar cualquier lesión interna que haya sufrido tras el impacto.

Los hechos sucedieron en la calle Topacio casi esquina con Japón, de la colonia, Brisas del Pacífico, hasta donde llegaron unidades de la policía tras el reporte a los números de emergencia en el que aseguraban que un niño había sido atropellado por una camioneta.

En el lugar, los oficiales pudieron confirmar el reporte luego de que tirado en el piso y doliéndose de golpes en el cuerpo encontraron al menor de edad de nombre Ángel de Jesús Águila, de 9 años de edad, el cual estaba acompañado de su papá de nombre Ángel Águila Pérez, quienes manifestaban que el responsable de haber atropellado al menor era una camioneta que estaba metros más adelante estampada contra un árbol.

Los oficiales solicitaron la presencia de paramédicos al mismo tiempo que aseguraron a José Salvador Aguilar Luna, de 26 años de edad, mismo que conducía una camioneta de la marca Ford tipo Explorer con placas de California, quien gritaba haber sido policía municipal y por eso nadie le podía hacer nada y saldría de la bronca rápido.

Minutos después, al lugar llegaron paramédicos a bordo de la unidad B-53 quienes atendieron al menor informando que lo llevarían hasta un hospital para que recibiera mejor atención y descartar alguna lesión. Vecinos de la zona bastante molestos comentaron que no es la primera vez que esta persona conduce a exceso de velocidad por dicha calle, sin embargo, esta vez el conductor perdió el control de la camioneta e impacto al menor que jugaba al borde de su casa.

Agentes viales se encargaron de elaborar el respectivo parte de accidente y de llevar al chofer hasta las celdas Municipales, en donde sería puesto a disposición del fiscal en turno para los trámites correspondientes. La chocada camioneta fue levantada por una grúa y llevada hasta el corralón para los trámites conducentes.