Ebrios Policías Investigadores de Nayarit Balean a Tres Vecinos de Bahía de Banderas

* Los hechos ocurrieron en Santa Rosa, Tapachula y los lesionados son: Gustavo Cornejo Salgado, Jacqueline García Mancinas y Rogelio Cornejo Salgado. Testigos aseguran que luego de los balazos contra ciudadanos dentro de un domicilio, los policías ebrios pidieron refuerzos y cuando estos llegaron sembraron un arma dentro del vehículo de uno de los heridos de bala. * Los hechos se registraron alrededor de las dos de la mañana en la comunidad de Santa Rosa Tapachula, poco antes de llegar a Valle de Banderas. La policía municipal no detuvo a los ebrios investigadores en flagrancia, puesto que estaban ebrios y sin orden de cateo y de aprehensión.

Por Paty Aguilar
NoticiasPVNayarit.com

Tres policías de la Agencia de Investigación de Nayarit, en estado de ebriedad dispararon contra tres personas, dos hombres y una mujer, luego de introducirse a un domicilio con la pretensión de detener a uno de los heridos. Según testimonios de vecinos de Santa Rosa Tapachula, comunidad cercana a Valle de Banderas, donde se registraron los hechos alrededor de las dos de la mañana de este 27 de mayo 2013, se grabaron videos que como evidencia demuestran que el policía que disparó, mientras lo estaba haciendo, apenas se podía sostener de lo que borracho o drogado que estaba. Las personas heridas de bala son; Gustavo Cornejo Salgado, con un impacto de bala en el estómago, Jacqueline García Mancinas, con un impacto al parecer en una pierna y Rogelio Cornejo Salgado, a quién iban persiguiendo, con un balazo en el pie.

Sobre cómo ocurrieron los hechos, dieron a conocer que los 3 policías de la investigadora, a bordo de un vehículo Tsuro, iban persiguiendo a Rogelio Cornejo Salgado, quien en su automóvil, iba acompañado de su novia. Al arribar estos a su domicilio por la calle 6 de Enero de esta comunidad, se bajaron de inmediato y se introdujeron a su domicilio y tras ellos llegaron los investigadores a alta velocidad.

Según narró una persona que vio lo ocurrido, que cuando escuchó un portazo que le llamó la atención, se levantó para ver qué pasaba y lo que vio fue puro polvo, instantes después, vio a Rogelio en el corral de su casa que iba caminando hacia dentro con su novia, de pronto se regresó y les dijo a los policías –qué traen- entonces, los policías se metieron al domicilio, lo empezaron a jalar y a golpear. Cuando estaban en esto, llegaron más vecinos para interceder por Rogelio, de quien decían que no había hecho nada, al parecer, comentó el testigo, sobre la carretera o en algún otro lugar, Rogelio había hecho dos trompos con su vehículo, pero que eso no les daba derecho de que se metieran a su casa y lo golpearan.

Y de pronto, señaló, se empezaron a escuchar los balazos “la chava (Jacqueline García) salió herida de su pierna, también otro chavo (Gustavo, hermano de Rogelio) cuando nada tenía que ver, el hermano se bajó al frente, porque su casa es de dos pisos y él vive arriba y les dijo a los policías -qué pasa- su mamá se atravesaba diciéndoles lo mismo -qué pasa- se oían nomás los balazos y el señor (policía) no dejaba de disparar, nomás se tambaleaba de que andaba bien borracho o drogado, no sé, y no dejaba de apuntar en la cabeza al muchacho que le decía –pues mátame, pues te voy a matar, te voy matar- le decía el policía, y hay pruebas de todo esto porque varios vecinos tomaron video, entonces, llegaron más vecinos y al ver que no dejaba el policía de estar apuntando, agarraron piedras, entonces el policía se fue, se subió al Tsuro y se fue y luego regresaron un montón de patrullas, como unas 7 y todos empezaron a meterse a la casa, empezaron a esculcar y le metieron una pistola a un carro verde que tenían ahí, varios lo vimos, ya de adentro no sé, pero sacaron un arma de copitas, es lo que alcancé a ver de aquí”

Esta persona, consideró que fue mucho abuso, “como si tuvieran todo el permiso del mundo para meterse y no dejaban que la esposa del señor Tavo, lo llevara al hospital porque él aventaba sangre por la boca, no dejaban que llevaran a nadie, los policías decían que no”. Cabe destacar, que varios vecinos aseguran que antes del incidente, dichos policías estaban tomando bebidas embriagantes en el domicilio de la familia Macedo de esa comunidad. No es la primera vez que estos policías toman bebidas embriagantes cuando están trabajando, según dijeron los vecinos tras asegurar que los conocen.

Pero esto no fue todo, cuando llegaron las patrullas tanto de la estatal como de la turística y la investigadora, así como de la municipal, alrededor de 15, según narraron otros vecinos, empezaron a detener a más vecinos, incluso a uno de ellos lo sacaron de su casa. Mencionar, que cuando se inició el incidente, familiares de Rogelio, llamaron a la policía municipal, mismos que al arribar y darse cuenta de los hechos, no implementaron un operativo para arrestar a los policías investigadores, sino todo lo contario, ya con las demás policías presentes, empezaron a detener a los vecinos, tanto ellos como la estatal. Los detenidos son: Julián Michel, Nelson Cornejo, menor de edad, Sergio Antonio Mora, Francisco Mora, Jesús Cornejo Salgado y Jesús García Mancinas.

Ya por la mañana, los vecinos se organizaron para manifestarse ante la oficina del Ministerio Público de Valle de Banderas, donde previamente, les habían informado que ellos no sabía nada al respecto, que nos les había presentado detenidos de esa comunidad, lo que indignó a los vecinos, sin embargo, una de las madres afectadas, llamó a la Marina y cuando estos llegaron al lugar de los hechos alrededor de las 9 de la mañana, fue entonces cuando empezó a fluir información de los detenidos.

Ante tal abuso policiaco, uno de los padres afectados, pidió el apoyo de la regidora, Mariel Duñalds Ponce, fue así que llegó el abogado, Enrique Téllez, sin embargo, también llegó otro abogado del Ayuntamiento llamado por otros vecinos afectados, con quien se tuvo una fricción porque este ordenó a los familiares que no le permitieran a Enrique Téllez, investigar la zona de la casa donde se impactaron las balas.

Entonces, este abogado, pidió el apoyo del Secretario General del Ayuntamiento, el cual llegó al Ministerio público, donde ya se estaban manifestando los vecinos, acompañado por el director de Asuntos Jurídicos, Alberto Hernández Olimón, quienes ofrecieron apoyar a las familias afectadas, ya que en una de estas familias, hay personas que laboran en el Ayuntamiento, fue así que luego de hablar con el MP, se dirigieron a la cárcel municipal para liberar a los detenidos.